Organización Becerra (Orbe) es un grupo empresarial que está conformado por hoteles, restaurantes, tiendas de joyería, artesanías y recuerdos en los que trabajan alrededor de 350 personas en la isla de Cozumel.

Noemí Ruiz Piña, considerada integrante de la segunda generación de empresarios en la ínsula, contó que el consorcio inició con un pequeño local en lo que hoy es la esquina de las avenidas Rafael E. Melgar y Benito Juárez, administrado por sus padres.

Desde muy joven, en compañía con su esposo José Becerra Martín, emprendieron varios proyectos que han permanecido y soportado devaluaciones, crisis económicas y sanitarias que han afectado la llegada del turismo.

En 1967 el restaurante Palmeras, que inicialmente se llamó “Pepe’s” era dirigido por su padre, Eduardo Ruiz Jiménez (qepd) y María Teresa Piña Castañeda, su madre.

Recordó que apenas contaba con seis mesas, pero afrontaron crisis y malas rachas que incluso los obligaron a cerrar durante un par de años. Hoy es un sitio emblemático de este destino.

La construcción de madera ha sido testigo de proyectos de crecimiento económico y turístico de la ciudad, tanto los que se concretaron, como los que quedaron “en veremos”.

Uno de estos proyectos fue una marina que se pretendía construir al norte del malecón, a sólo a unas cuatro cuadras del local.

Durante la administración de Gus-tavo Antonio Miguel Ortega Joaquín, se presentó a los empresarios un plan que comprendía la construcción de un muelle en la parte norte del malecón, como se le conoce popularmente a la avenida Rafael E. Melgar y para reforzar la presencia del turismo, también se trabajaría en la recuperación de las playas de esa zona.

Pero, aunque muchos empresarios celebraron la obra, otros no estaban de acuerdo, pues a decir de Noemí Ruiz, el turista llega a Cozumel con la intensión de conocer y recorrer la isla, no de nadar en sus playas, pues para eso está Playa del Carmen.

El proyecto de la marina y la restitución de unos mil 500 metros de playa nunca se concretó. En su lugar se remodeló y amplió el muelle de pasajeros San Miguel en el año 2010, y septiembre de 2016 se inauguró el atracadero en la parte sur.